Propuesta de trabajo: Lecturas para pensar la noción de “Estetización de la vida cotidiana”

En esta instancia de clase se trabajó, colectivamente, en la articulación de las nociones desarrolladas en relación a la tematización 1 (Estetización de la vida cotidiana), y traídas desde las reseñas marcadas para esta tematización, con textos de diseñadores que se ubican desde distintas perspectivas, intentando pensar esas articulaciones en relación al Diseño de Comunicación Visual.

Consigna:

En grupo de cinco a siete personas, a partir de las lecturas de los textos de J. L. Brea, sobre Victor Papenek y Ruben Fonata, articule e interprete las siguientes preguntas:

1. ¿Qué entienden desde el texto de Brea por “estetización de la vida cotidiana”?

2. ¿Qué vínculos desde el texto de Brea piensan que tiene el diseño y ese proceso de estetización de la vida cotidiana?

3. ¿Podría establecer una relación entre sus respuestas a las preguntas anteriores y los discursos de Papanek y Fontana sobre el diseño de comunicación visual?

Textos utilizados:

brea estetización difusa

Papanek

Fontana

Puesta en común

En relación a la articulación del texto Brea con el de Papanek el primer grupo planteó su mirada en relación a la propuesta de Papanek diciendo que el mismo concebía un diseño más consciente del uso del espacio en el que vivimos, un diseño participativo (que toma decisiones con la sociedad y no para la sociedad), un diseño autosustentable (que crea productos sostenibles), un diseño responsable con el medio amibiente. En su articulación con Brea visualizan que la sustentabilidad es una propuesta que se asienta en el paradigma de la eficacia y ahí aparece el desafío de insertar este modo de hacer diseño en un mundo sobreestetizado (donde la eficiencia y la eficacia tiene sus efectos en la producción).

En otro de los grupos, enfocados en el planteo de Brea, plantearon (en la voz de Lucía) algunos conceptos discutidos en relación a la estetización de la vida cotidiana, y que se vinculan con el proceso de iconización (de una belleza generalizada) a través de los medios de comunicación y las industrias culturales. Frente a esa iconización, el diseño tiene la dificultad de producir imágenes que no entren dentro de los parámetros del consumo masivo, que no influya homogéneamente en los modos de sentir, pensar y actuar. Piensan en un diseño social, que no venda sino que diseñe con el otro, y que cada uno sea consciente de lo que le gusta y lo que no le gusta.

Continuando con la presentación, otro grupo en la voz de Florencia, plantea que el fenómeno (estetización) radica en la transformación del pensamiento y emergencia de otra forma de percibir. Con esa transformación el arte pierde su función y se produce su muerte. Ven que en el diseño industrial las cuestiones estéticas influyen en la producción de objetos. Cuando se les pregunta como estarían pensando la muerte del arte, otra integrante del grupo, articulando con Benjamin, considera que la muerte del arte se produce cuando sus objetos pierden el aura, a partir de su reproductibilidad.

Pablo, integrante de otro de los grupos comenta que lo que discernieron en el texto de Papanek fue un pensamiento utópico, una idealización que trasciende al diseño. De ese modo la sociedad tendría el papel de moldear lo que puede ser aplicable. Esto en un marco de estructuras capitalísticas (de vendedores y consumidores) que hace cristalizar modos de producir y de diseñar que son idealizados. Es un juego utópico. El diseñador tiene ciertas ideas, pero circulan patrones y pautas de producción de imagen. En cuanto al efecto de los medios de comunicación en la estetizacion, lo vinculan con la sociedad del espectáculo de Debord. Ven en ese sentido una línea retórica, que sigue insistiendo en decir cuales son la maneras de hacer para que todo sea correcto.

La vocera de otro colectivo, Agustina, senala que en el intercambio emergió el tema de la realidad (y que fue en el en donde estuvo rondando la discusión) y la experiencia estética, remarcando la importancia de la interpretación de cada uno, de como cada uno tiene una realidad y la va formando. En ese sentido es importante conocer los contextos para que funcione lo que traes. La docente plantea el contexto, como capas de imágenes y de estéticas que circulan, dentro de ciertos regímenes del ver.

Luna, comenta que en su grupo apareció de interés la relación entre estetización, verdad y justicia. Cuando diseño la verdad está acotada por mi decisión, por mis parámetros. Eso habla de ciertos valores que se incluyen en las consistencias sociales, que se imponen. Es una exigencia sobre el ser en esta estetización de la vida cotidiana. La docente trae a colación la noción de condición posmoderna para pensar los modos de hacer cosas.

Otro grupo, en la voz de Sofía, habla de que el arte sumergido en la sociedad pierde significado, y que es al diseño al que le toca fortalecer el significado. El arte estaría perdiendo la función social y el diseño la restablecería.

En relación a esta tesitura una estudiante plantea que no sabe si el arte ha perdido el sentido. Otro estudiante dice que lo que ha cambiado es la noción de belleza, que la función pasa a ser otra, pues el arte sigue estando y eso es por algo. En otras intervenciones se habla de que cada uno porta una definición del arte (y que parecería que Brea tiene sus teorías sobre el arte), de que al arte se lo bajó de su posición elitista y pasa a tener otra función social. Se trae un ejemplo de lo que implica el arte en un espacio educativo a lo que la docente plantea que es importante diferenciar el arte que se despliega en un ambiente educativo con un arte que puede justificarse por sí mismo.

La relación tensa entre arte y diseño es una temática que siempre esta apareciendo en los ámbitos del DCV. La idea es seguir trabajando en este eje, en propuestas posteriores.

Siguiendo con la discusión en relación a la propuesta, se planteó que el diseño tiene un valor estético, que en la imagen está lo ideológico y lo utópico, y que es en el arte moderno que está lo ideal y lo utópico. Acotan que la posmodernidad trata de derribar eso. Los medios de comunicación nos acercan a un mundo idealizado, a un mundo feliz, que se puede consumir. De este modo se produce una consumación del arte, una idealización de un arte para consumir y desechar.

Lucía, vuelve a intervenir y plantea que hay capas de estetizaciones, lo que hace que se pierdan los límites, y no se busquen otras verdades diferentes a las estetizadas.

En cuanto al texto de Fontana, otro grupo dice que el mismo busca una visión correcta del diseño. Entre las maneras de hacer diseño, existiría así un proyecto correcto. La docente acota hablando del proyecto como noción emergente en la episteme moderna, noción que viene cargada de ciertos valores (rigor, precisión,objetividad, racionalidad, etc.)

Mariana, nos comenta que en su grupo se habló de que en las sociedades contemporáneas aparece una nueva forma de consumo, que es capitalista. Y a partir de eso hay una transformación en la manera de producir la imagen. En este sentido se vende una experiencia armada. Aparece por parte de la docente la pregunta por como dirigir la experiencia en un mundo de experiencias.

Un estudiante de otro grupo a partir de un ejemplo de su exploración de campo (Plaza Ferrando) donde se diseña el lugar, hay una señalética y un diseño gráfico que responde a un proyecto. Y a partir de eso puedo decir «estoy en Plaza Ferrando».

La docente trae nuevamente la tensión que aparece en cuanto a la noción de experiencia estética, en un mundo de experiencias, de capas de imágenes, de hojaldramientos de imágenes. Uno se va a parar como lector de sentidos.

Por su parte, Camila, habla de que las prácticas de diseño se anticipan a lo que piensa el otro. Y eso es lo que aparece con el proyecto moderno: una anticipación e interpretación de la experiencia del otro.

Otra estudiante plantea en contraposición a lo que se planteó sobre la experiencia, que ella piensa que más allá de que halla un repertorio de pautas cuando uno tiene una experiencia con algo es personal.

La docente intentando salir del lugar de afirmación de una verdad en cuanto a las cuestiones desplegadas, introduce algunas nociones del pensador alemán, H. G. Gadamer, que se interesó en el arte y la estética. Para Gadamer la imagen es medial, es decir, posibilita que se abra un juego. La docente a partir del ejemplo el ajedrez, piensa el juego no como lo lúdico sino como esos movimientos que se dan dentro de ciertas lógicas de significados. Ahí se pone en juego una experiencia.

A partir de esa noción podemos seguir pensando el proyecto en diseño, en las concepciones que lo sostienen (público objetivo, etc.), en las posibilidades de proyectos personales, en los contextos de interpretación, en los patrones visuales establecidos, en como sería eso de la experiencia personal. Seguimos jugando….

 Texto de Gadamer (La actualidad de lo bello): Gadamer

Publicado por | 7 de abril de 2018 - 15:00 | Actualizado: 15 de marzo de 2019 - 21:43 | PDF

Deja una respuesta

Debes identificarte para comentar.