Chrysler Building
Por Bach. Federico Maiorano

Vista Aérea De Nueva York Y El Chrysler Building

Vista Aérea De Nueva York Y El Chrysler Building

Programa: Oficinas
Autor: William Van Alen
Ubicación: New York, USA
Año: 1930
 
Estudiante :: Federico Maiorano
Tutores :: Arq. Roberto Langwagen & Arq. Raúl Buzo
 
Fig 00: Avenida Lexington y las calles Este 42 y 43, Nueva York, Estados Unidos.40°45’05’’N 73°58’33’’ O

Avenida Lexington y las calles Este 42 y 43, Nueva York, Estados Unidos.40°45’05’’N 73°58’33’’ O

 

Introducción: Manhattan: inicios del siglo XX

A principios del 1900 comienza una fuerte construcción en altura en Manhattan, que en buena parte se explica por estar limitada con ríos a ambos lados, que impiden su expansión lateral. La ciudad no tiene más elección que crecer desde su propia retícula hacia el cielo. En este periodo comienzan a materializarse algunos íconos urbanos, como el Flatiron (1902); edificio que se desarrolla en un solar triangular y tiene una edificación de 22 pisos. Luego de su ejecución, otros edificios preexistentes se ampliaron como es el caso del edifico Metropolitan Life (1908) y el edificio Singer (1909) que fue derrumbado a posteriori. Este último se convierte en el edificio más famoso de Estados Unidos por unos años. En estos dos ejemplos comienza a apreciar en sus propuestas arquitectónicas una lógica de composición, la que se ve desarrollada como un basamento macizo que ocupa prácticamente toda la manzana, un desarrollo de menor área y un remate que en ambos casos es en forma de pináculo. En estos años aparece otro icono el Madison Square (1909) que fue demolido. 
El primer edificio que se consagra con todas las características que se proyectarían en Manhattan es el Woolworth (1913). Este complejo tiene sus 27 plantas inferiores simplemente extruidas, que a su vez sustentan una torre de 30 pisos con un remate en forma de pináculo. Este inmueble construye la totalidad del suelo de la manzana, demostrando la lógica de retranqueos adecuadas para un correcto asoleamiento urbano. 
En tal sentido, la Ley de zonificaciones de 1916 traza en cada parcela, o manzana, de la superficie de Manhattan una envolvente imaginaria que define los contornos de la máxima edificación permitida. Esta ley toma al edificio Woolworth como norma, se permite procesar la multiplicación pura y simple de plantas hasta una altura determinada; luego el edificio se debe retranquear según cierto ángulo desde su alineación del solar para que la luz llegue a las calles. La torre puede elevarse hasta una altura limitada que es un 25% de la superficie de la parcela. Este último punto, hace que los constructores del rascacielos quieran adquirir por principio manzanas enteras. 
En la década de los 20’ los rascacielos fueron apareciendo en toda la ciudad. Su estilo fue cambiando de Beaux-Arts a Art Decó. A pesar del aumento de rascacielos el edificio Woolworth era el más alto del mundo con 241m. En el año 1927 empezó el boom de la construcción de Manhattan, donde la ciudad empieza a forma una tipología de grandes bloques escalonados en una lógica que ilustra claras diferencias con el modelo de Chicago. 
A pesar de crisis del 29, en Manhattan se encontraban en una dura competencia para construir el rascacielos más alto del mundo. La competencia se encontraba entre  Bank of the Manhattan Company Building (283m) y el Chrysler Buillding (319m); ambos, en principio, tenían exactamente la misma altura. Empero, el Bank of the Manhattan Company Building agrego a último momento un extra de 60 cm para convertirse en el edificio más alto del mundo. No obstante, el Chrysler Buillding consiguió secretamente la autorización de colocar una antena, lo cual le permitió consagrarse como el edificio más alto del mundo. Posteriormente fue superado por el Empire State (443m).
 
De derecha a izquierda:  Flatiron (1902); Metropolitan Life (1908);  Woolworth(1913); Singer (1909).

De derecha a izquierda:  Flatiron (1902); Metropolitan Life (1908); Woolworth(1913); Singer (1909). Foto Del libro de Andreas Feininger y Susan Elizabeth Lyman, The Face of New York (New York, Crown Publishers, 1955)

 

El Chrysler Building:

La masa construida del edificio Chrysler respeta y se basa en la Ley de Zonificación 1916. Se compone de una base de cuatro cuerpos escalonados que van reduciéndose conforme el rascacielos va aumentando su altura hasta llegar al piso 30. Luego sigue un cuerpo central, de aproximadamente 30 pisos de altura, que separa la base de la corona del edificio. Y finalmente, el remate se compone por  siete cúpulas elaboradas de acero inoxidable que disminuyen poco a poco su grosor hasta culminar con una aguja que tiene 35 metros de alto.
El edificio Chrysler también es conocido por su corona con terraza. Compuesta por siete arcos radiantes el  diseño de Van Alen para la corona es una bóveda de arista cruciforme construida por siete segmentos concéntricos con una gradación de tamaños, montados uno detrás del otro. El revestimiento de acero inoxidable es remachado en un patrón de rayos de sol radiante con ventanas de bóveda triangular. El metal «Enduro KA-2», fue desarrollado en Alemania por Krupp y comercializado bajo el nombre comercial «Nirosta».
En el exterior del edificio hay dibujos elaborados  en mosaico de ladrillos de colores blanco y negro que representan los automóviles que fabricaba la Chrysler. En las cuatro esquinas que rematan la base se colocaron cuatro figuras aladas de acero inoxidable que representan las alas del dios romano Mercurio, que adornaban los radiadores de los automóviles Chrysler de 1929.
 
 

 

De derecha a izquierda: Planta Baja; planta del piso 8 al 20; planta del piso 28 al 60

De derecha a izquierda: Planta Baja; planta del piso 8 al 20; planta del piso 28 al 60. Fuente: http://bit.ly/1aTvoJC

 
Por su parte, el lobby es una de las piezas más distintivas de este rascacielos. De forma triangular, está ricamente decorado con mármoles africanos y granito procedente de diferentes partes del mundo, como Marruecos, Francia, Bélgica, así como ónix procedente de México y piedra de ceniza del Japón. En cuanto a la iluminación el vestíbulo es todo un trabajo de luz y color en el que William Van Allen empleó la teatralidad en un punto máximo gracias al conjunto de sus lámparas de araña, los azulejos, el uso del mármol rojo para las paredes y las columnas, así como el uso del acero inoxidable para la ornamentación. Para complementar este espacio hay diversos murales que representan al Chrysler en el techo, haciendo alusión a su altura y a elementos de la energía. En la parte superior del edificio se ubicaban los programas de mirador público y restaurantes, que luego pasaron a ser un club privado. 
Destacan los efectos de luz nocturnos sobre el edificio. Hay dos tipos de iluminación: en las agujas, que se puede apreciar en el remate del edificio; y en la decoración, como por ejemplo las águilas que están en la parte superior. Estos recursos han jugado un papel fundamental en la iconicidad del conjunto, emblema de la vida moderna neoyorkina. 
 
 
Sin embargo, en la década de los 60’ el edificio Chrysler comenzó a decaer por varias razones. Una de ellas fue que la familia Chrysler vendió su parte del edificio. Esto llevo a que haya una falta de mantenimiento importante, de tal modo que al comienzo de la década el edificio fue parcialmente clausurado por un breve periodo. La otra razón fue que las personas ya no querían tener sus oficinas en un edificio como este, buscaban nuevas propuestas arquitectónicas con mayores superficies y un espacio más funcional. Ejemplos de estas arquitecturas fueron el Seagram Building  (1958) de Mies Van Der Rohe y el Lever House de SOM (1952).
El comienzo del resurgimiento se da en 1976 cuando fue declarado monumento nacional.  En principio no se debía a una conciencia arquitectónica o patrimonial, sino más bien a ventajas tributarias sobre los propietarios de edificios históricos. 
 
Foto del Lobby e Iluminación nocturna del Chrysler Building

Foto del Lobby e Iluminación nocturna del Chrysler Building. Foto de: Stern, Robert A.M. Gilmartin, Gregory. Mellins, Tomás. «New York 1930. Architecture and Urbanism between the Two World Wars» (Nueva York. Rizzoli. 1987).

 
Así, el Chrysler nació para ser un icono de una marca y fue  más allá de su cometido. Logra ser al momento de colocar su emblemática antena de remate la osada estructura más alta realizada por la humanidad en la historia universal. Curiosamente nadie escribió ese día del suceso, porque ese día fue el ‘’Jueves Negro’’ día donde comienza el desplome de la bolsa de valores. A pesar de la crisis en sus primeros el remate estaba iluminado con la máxima tecnología. 
A diferencia de la arquitectura moderna del International Style que generaba unas lógicas que podían repetirse en cualquier lugar, terreno y cultura, el Chrysler nació para estar en Manhattan y cargaba con intenciones de alta singularidad. Su revalorización como patrimonio histórico, se hace evidente recién en la década de los 70’. El Chrysler Building es sin duda visita obligada a la hora de recorrer la Gran Manzana. 
 
Evolución del diseño del Chrysler Building

Evolución del diseño del Chrysler Building

Bibliografía:

KOOLHAAS, REM. Delirio de Nueva York. Barcelona Gustavo Gili,SL, 2004
ZAKINC, SMITH, RICE. 100 of the workd`s tallest buildings. Gingko Press. 1998
 

Recursos Web:

http://www.iloveoldny.com/2011/10/chrysler-building-lobby.html
http://www.jamesmaherphotography.com/articles/28-chrysler-building
http://www.nuevayork.travel/que-ver-en-nueva-york/chrysler-building/
http://historiadelosrascacielosdenuevayork.blogspot.com/
http://www.greatbuildings.com/buildings/Chrysler_Building.html

 

Publicado por | 24 de abril de 2015 - 12:57 | Actualizado: 24 de abril de 2015 - 12:57 | PDF

Palabras clave: , ,