El proyecto en la génesis del discurso moderno (II)

NO SE OLVIDEN DE MIRAR EL CUESTIONARIO 2 (ENTREGA: 17/9) y la RESEÑA 2 (Se entrega con el parcial: 8/10)

En la clase del 3/9 nos propusimos pensar las perspectivas de “lo moderno” o de “la modernidad”, en particular, desde un abordaje genealógico, para el cual la modernidad consiste en pensar, en términos generales, sobre un modo de producción del saber (o del conocimiento), un modo de entender el conocimiento y, en relación estrecha con esto último, un modo en el que se produce un disciplinamiento u ordenamiento de los sujetos (concepto propiamente moderno).

Allí hicimos mención a aquellos dos grandes focos de estudio de Michel Foucault: la sexualidad (remitimos, por ejemplo, a su famosa Historia de la sexualidad) y la locura (remitimos, por ejemplo, a su Historia de la locura). En este modo de historizar no se va a la búsqueda de un origen, que se desarrolla teleológicamente hacia un fin de la historia, sino de las procedencias y emergencias de los acontecimientos, intentado visibilizar las condiciones (el campo de fuerzas, los actores, las tácticas y estrategias) que hacen posible la aparición de ciertos discursos y no de otros, de ciertos saberes y no de otros.

La genealogía se propone encontrar las distintas proveniencias de los acontecimientos, se propone, en definitiva, no entender cada hecho histórico en el entramado de una historia con comienzo, desarrollo y fin, sino en sus peculiaridades, comprendidas, además, en una clave presente (actualizado). Al trabajarse de este modo genealógico, el diseño de comunicación visual se descubre en su distintas proveniencias, es decir, no en fechas claramente delimitadas, no producidas por agentes únicos o individuales ni en cualesquiera condiciones económicas, sociales y antropológicas. El diseño de comunicación visual se nos aparece así, desde esta perspectiva genealógica, como un abanico de acontecimientos que solamente estamos tentados a reconocer como uno único al encerrarlo en un término específico. “Diseño de comunicación visual” nos remite a diversos orígenes, en diversos tiempos y en condiciones de actualización y de reconfiguración muy diversas. Esta práctica es construida desde la genealogía como una práctica emergente en ciertas, y diversas, condiciones sociales, económicas y antropológicas en procesos peculiares de actualización en la interpretación de las pugnas, intereses, tácticas, estrategias y agentes que están en determinado juego social. Las dimensiones, entonces, que constituyen estas pugnas son la ética, la política, la proyección y el deseo (Gilles Deleuze y Félix Guattari).

Presentadas estas claves generales, proyectamos algunos fragmentos de distintas películas y series de diversas décadas:

  • Buck Rogers
  • The Six Million Dollar Man (El hombre nuclear)
  • CSI
  • Minority Report

                   A partir de aquellos elementos que introducimos inicialmente y de las proyecciones nos preguntamos a qué nos llevaba la reflexión sobre esas películas y series. En ellas fuimos postulando los siguientes elementos:

  • Estas películas guardan de común la proyección de futuros imaginarios.
  • De algún modo, entonces, producen intentos de anticipación a un futuro.
  • Hacen hincapié en futuros fuertemente enfocados en “avances tecnológicos”.
  • Esas tecnologías, por su parte, parecen, en principio, estar al servicio del control de la violencia.
  • De ellas, entonces, reconocemos tanto elementos utópicos y distópicos. Futuros para los que esas tecnologías, entonces, realizan una eficacia o una optimización del control de la violencia tanto como, a la vez, se producen en un contexto para los cuales el control de la violencia es una exigencia.
  • El tratamiento discursivo de la violencia, por otro lado, se presenta bajo las categorías éticas de bueno y malo.
  • Vehiculizan discursivamente deseos e intereses en la administración ética y política de esos valores.
  • De alguna forma, por otra parte, también se planteó la capacidad de esas obras de dotar elementos imaginativos a la ciencia para la producción de tecnologías y, con ello, por supuesto, también conocimientos teóricos y posibilidades prácticas necesarios para la producción de esas tecnologías.
  • La ciencia aparece, además, como un medio privilegiado de la verdad, porque es en ella que se presenta la potestad de la resolución de los enigmas asociados a la violencia y la producción de futuro.

Todos estos elementos que fuimos elaborando en relación a estos materiales fílmicos fueron tomando sus propias claves de interpretación cuando nos introducimos en “La época de la imagen del mundo” de Martin Heidegger. Según este filósofo alemán, las profundas transformaciones de algunas prácticas humanas (la religión, el arte, la ciencia, la técnica, la política) responden a la transformación de fundamentos últimos de las maneras de comprender el mundo y la verdad. Aunque Heidegger discierna esa serie de prácticas, es más bien en su estudio de los cambios acerca de la ciencia en los que se enfoca para inferir las características de los fundamentos que al sustituir a otras formas de comprender el mundo y la verdad configuran los cambios en cada una de esas prácticas humanas.

De ese modo se va a pensar en relación a la ciencia, su territorio, su producción y su proyección al mundo para ver que sería lo que la fundamentaría, recordando que lo que fundamenta a la ciencia sería también lo que fundamenta a la era moderna. La respuesta de Heidegger es que la ciencia se vuelve investigación. La investigación aparece como un proceder anticipador, como un recorrido en donde yo puedo planear algo para lograr en un futuro una realización que pueda ser confirmada.

La ciencia, entonces, aparece para Heidegger comprometida y reconfigurada como una investigación abierta, esto es con la posibilidad de controlar ciertas condiciones materiales desde la cuales proyectar otras condiciones o eventos. La investigación de la ciencia moderna torna una ciencia por proyección o anticipación y esto, a su vez, a través de la pretensión de garantizar la precisión y el rigor en el control de las condiciones de estudio utilizando las matemáticas (desde un principio geometría euclidiana, en Galileo por ejemplo, y luego a través de Descartes la geometría analítica para finalmente constituir el famoso cálculo infinitesimal en Leibniz y en Newton, además de la constante recuperación y transformación del método axiomático euclidiano). De modo que, la matematización de las ciencias, y en particular de la mecánica (asunto viejamente tratado por los griegos helenistas y por los franceses, holandeses, ingleses e italianos medievales), toma un vuelco por la pretensión de buscar una precisión en la anticipación de los eventos (la proyección), a través de distintos métodos y, en particular, el método axiomático (como en Newton).

Así, en la época moderna los rasgos de la ciencia son el proyecto (se organiza a través de él), el rigor (un aprendizaje de aptitudes y actitudes en relación a lo que voy a hacer), la ley y el experimento (como forma de limitar y dar sustento a lo que es la investigación), la empresa (el modo en que se organiza la investigación), la institución (como marco de esa empresa) y el método (lo que fundamenta en torno a la verdad). La ciencia como institución se basa en un método que está por encima de la cosa (binomio sujeto-objeto).

Esas claves de lectura de lo moderno, vertebradas por la noción de proyecto, nos ponen en las puertas de pensar genealógicamente la noción de diseño.

Pdf clase

El proyecto en la génesis del discurso moderno (II)

Textos:

Foucault, M.“Nietzsche, la genealogía y la historia” en: Microfísica del Poder. Ed. Madrid: La piqueta, 1991: Michel-Foucault-Nietzsche-genealogia-historia

Marc Jiménez, que es la estética

Heidegger, M. (1938) “La época de la imagen del mundo” En: Sendas Perdidas. Barcelona: Serbal, 1994: heidegger_epoca_imagen_mundo

Nietzsche, F. “Verdad y mentira en sentido extramoral”: Nietzche, verdadymentira

Publicado por | 4 de septiembre de 2018 - 12:59 | Actualizado: 11 de agosto de 2019 - 00:13 | [pdf]PDF[/pdf]

Deja una respuesta

Debes identificarte para comentar.